Compartir
Thor Halvorssen Mendoza

Compraron viejas plantas eléctricas en Estados Unidos, Rusia, Francia, China y hasta Tanzania y las vendieron al Estado venezolano con sobreprecio


Carlos Díaz

“El Estado venezolano pagó más de 2 mil millones de dólares a los bolichicos por chatarra termoeléctrica que vendieron con sobreprecio”, aseguró Thor Halvorssen Mendoza, presidente de la organización defensora de los derechos humanos Human Rights Foundation (HRF), quien presentó en marzo de 2014 una demanda por difamación contra los dueños de Derwick, empresa contratada en 2010 para la instalación de plantas termoeléctricas.

“Los bolichicos son un grupo de jóvenes sin experiencia alguna en el sector eléctrico que obtuvo 12 contratos de PDVSA, Corpoelec y Sidor/CVG para enfrentar la crisis eléctrica del año 2010”, explicó. “Luego subcontrataron a ProEnergy, una empresa estadounidense que se encargaría de lo técnico, debido a la total falta de conocimiento del grupo Derwick acerca de la construcción y equipamiento de plantas eléctricas”, dijo en entrevista con La Razón.

¿Cuál es el modus operandi de los llamados “bolichicos”, en qué consisten sus delitos y quiénes son sus padrinos en la “revolución”? ¿Quiénes son ellos?

Los principales bolichicos son Pedro José Trebbau Lopez, Leopoldo Alejandro Betancourt López, Francisco D’Agostino Casado, Edgar Romero Lazo, Francisco Antonio Convit Guruceaga, Eduardo Tobías Travieso, Domingo Xavier Guzmán López y Gonzalo Adolfo Guzmán López. Todos ellos nacieron en el este de Caracas o en La Lagunita. La mayoría viene de familias adineradas que ya para el año 2000 estaban en la carraplana. Quizás fue por eso que decidieron que mejor era desecharse de la dignidad y empezar a guisar. No obstante, la versión de Derwick es que ellos tenían una gran fortuna que hicieron crecer a través de fianzas e inversiones. Puro embuste, Alejandro Betancourt vivía con su mamá en una casa llena de goteras y se movía en una camioneta de segunda mano marca Daewoo, mientras su mamá, Lilia López Fraino, llegaba a reuniones sociales en taxi y se encontraba quebrada después de que sus tiendas de orfebrería fracasaron. Trebbau es hijo de un valiosísimo científico de origen alemán pero no tenía medios de fortuna; es más, Trebbau tenía una camioneta Nissan Patrol propiedad de su papá que se le accidentaba a cada rato. Francisco Convit de todos ellos era el que más estaba sufriendo económicamente y el abuelo famoso, Jacinto Convit, era un sirviente público. En esas familias no había ningún capital y tanto Betancourt como Trebbau estaban desempleados. Con una ambición exagerada ellos vieron la oportunidad de robarse el presupuesto de la emergencia eléctrica.

“Lamentablemente, los padres de estos individuos, en vez de enderezar la conducta de los hijos, hicieron lo contrario y los auparon a llenarse de dinero mal habido. Lilia López, por ejemplo, es artífice de la mayoría de las fechorías de sus tres hijos Alejandro, Gonzalo y Domingo. Para que veas la calaña de la familia, ellos se hacían ver como anti-chavistas acérrimos en sus círculos sociales pero a la hora de cogerse la plata del presupuesto eléctrico cambiaban de colores a gran velocidad. El suegro de Pedro Trebbau, Eloy Montenegro Salom, por ejemplo, ha sido el consejero principal de los bolichicos a la hora de esconder dinero y usar el sistema bancario así como también en cómo hacerle la vida imposible a los denunciantes y perjudicarnos (esas son tácticas que usó Eloy Montenegro cuando era director del fallido Banco Latino). El padre de Edgar Romero-Lazo, Edgar Romero-Navas, es quien les dio la primera oficina a los bolichicos cuando empezaron. Él sí que tiene gran experiencia en guisos que se remonta a varios quinquenios tanto de AD como de Copei. Por último, no por ser menos importante, está Francisco D’Agostino, quien personalmente me admitió ser el ‘genio financiero’ de la artimaña Derwick, y quien ha tenido un excelente tutor en su padre, Franco D’Agostino, que de honestidad no se va a morir”.

Indicó que a través de ProEnergy fueron compradas turbinas de segunda y tercera mano y hasta chatarra que posteriormente los bolichicos vendieron a la nación venezolana con un sobreprecio de doble y triple de lo que inicialmente pagaron. “Esto fue un robo descarado”, destacó.

Sin embargo, las plantas no funcionan y hoy el país sufre una grave crisis eléctrica, señaló. “El régimen más corrupto trata de hacer ver que la situación eléctrica se debe a la sequía pero la realidad es que la corrupción impidió inversiones serias en termoelectricidad. Mientras tanto, los bolichicos han corrompido a decenas de políticos y periodistas, y dirigen una campaña brutal en contra de quienes hemos denunciado el escándalo de Derwick Associates. La corrupción de Derwick es la más emblemática, problemática y vasta del periodo chavista”, dijo.

TERMOELÉCTRICAS CHIMBAS

¿Cuántas plantas se compraron y cuántas están funcionando en la actualidad?

El Estado pagó más de 2 mil millones de dólares. Eso es más de diez veces el tamaño del escándalo FIFA de 2015 y el doble del desfalco del Banco Latino durante el segundo gobierno de Carlos Andrés Pérez. Los equipos no fueron comprados directamente a los proveedores o fábricas, ya que empresas como la Rolls Royce, Pratt & Whitney y General Electric nunca le hubiesen vendido a Derwick dado que era una empresa de maletín. ProEnergy, igual de corrupta que Derwick, vio una excelente oportunidad. Ellos le vendían a Derwick los equipos usados con sobreprecio y Derwick a su vez incrementaba el sobreprecio, pagaba los sobornos y se los vendía a Venezuela. Ellos rastrearon el mundo buscando los equipos más baratos y chimbos que podían. Todos de marca, incluyendo equipos GE, pero en pésimas condiciones y sacados de plantas eléctricas viejas en países como Estados Unidos, Rusia, Francia, China y hasta Tanzania. Imagínate tú, una potencia energética mundial como Venezuela y una empresa del calibre de PDVSA, comprando turbinas usadas sacadas de un país africano paupérrimo.

¿Se respetaron los procesos de licitación establecidos en la ley?, ¿cuáles leyes fueron violadas?

El proceso de licitación en Venezuela dicta que toda empresa que licita con Bariven/PDVSA debe haber existido por varios años. Adicionalmente es necesario que personal de PDVSA visite las instalaciones de la empresa y que la empresa sea solvente y tenga capital auditado. Los bolichicos ni siquiera tenían formada Derwick Venezuela cuando firmaron el primer contrato con Corpoelec. Lo que tenían era una empresa de maletín en Panamá y otra en Barbados. Violaron todas las normas venezolanas y estadounidenses, al pagar sobornos y transferir dinero producto de fraude a través del sistema bancario internacional y el sistema financiero de Nueva York.

UÑA Y CARNE DE LOS BOLICHICOS

¿Hubo sobreprecio en la compra de estos equipos?, ¿hubo enriquecimiento ilícito durante este proceso en contra de los dineros públicos?

El sobreprecio por las turbinas fue parte del fraude y la otra parte fue el sobreprecio en la construcción de las plantas. El monto del sobreprecio en cúmulo fue de ochocientos millones de dólares. Una barbaridad. Enriquecimiento ilícito impresentable. Pero si le agregas el hecho de que los equipos no funcionan, el fraude es de los dos mil millones completos. El caso no solo es corrupción, es corrupción con una maldad muy particular.

¿Durante este proceso de licitación se benefició algún miembro de la familia Chávez?

Huguito Chávez (hijo del fallecido presidente Hugo Chávez) era uña y carne con Gonzalo Guzmán, Alejandro Betancourt y Pedro Trebbau. Chávez se la pasaba metido en el Penthouse de la Torre de oficinas Kyrah en el Rosal donde tienen las oficinas Derwick Associates. Allí ellos se construyeron una enorme terraza de fiesta. Huguito una vez llegó con tantas prostitutas que entre él y Gonzalo Guzmán hicieron un desastre que causó disgustos con el jefe del grupo, Alejandro Betancourt. Pero las visitas de Huguito no sólo eran a la oficina. También visitaron “Maruria”, la hacienda de la mamá de Betancourt cerca de Valencia. Allí llegaba el hijo del Presidente para disfrutar de la estancia de la familia López. A esa misma hacienda llegaron Rodolfo Sanz y Alejandro Ceballos a ser agasajados. Pero ya cuando Hugo Chávez se desentendió de Huguito, los bolichicos no tenían ningún interés en continuar esa relación. Para ese entonces y gracias a Francisco Convit Guruceaga, los bolichicos tenían alta vara con importantísimos funcionarios del gobierno y a través de Pedro Trebbau le llegaron a Javier Alvarado. A esa terraza más de una vez fue Diosdado Cabello a tomarse su whisky favorito, Buchanan de 18 años, y a fumarse unos habanos con Alejandro Betancourt. Igualmente por lo menos en una ocasión llegó Rafael Ramírez a la sede de Derwick.

CORTINAS DE HUMO

“Después del fraude y con más de un millardo de dólares los bolichicos consiguieron protectores políticos así como periodistas dispuestos a crear cortinas de humo. Derwick pagó por protección: Nelson Rivera, el editor del Papel Literario, hasta el día de hoy se encarga de manejar sus relaciones públicas; Antonieta Jurado, la esposa de Miguel Henrique Otero, recibió más de un millón de dólares para asegurarse que en El Nacional no apareciera nada en contra de ellos. En el ámbito político, Ramón José Medina, Ricardo Sánchez, Robert Serra, todos han jugado un importante papel en tapar o detener cualquier investigación en contra de Derwick. Asimismo, varios miembros del entorno de Víctor Vargas los han protegido”.

ABRIERON CUENTAS A FUNCIONARIOS PÚBLICOS

¿Cuáles fueron los altos funcionarios que contrataron con los “bolichicos”? ¿Esos funcionarios recibieron sobornos?

Los funcionarios que recibieron parte del guiso comienzan por Diosdado Cabello, pasando por Javier Alvarado Ochoa, Rodolfo Sanz, Nervis Villalobos y Rafael Ramírez. En JP Morgan, uno de los bolichicos, Eduardo Tobías Travieso, se dedicó a lavar más de quinientos millones de dólares que llegaron de PDVSA a las cuentas de Derwick. Y de esas cuentas el dinero salía para Panamá o Europa. Otro ente financiero que utilizaban para mover el dinero ilícito era Davos International Bank, propiedad de David Osío. En Europa, gracias a Francisco D’Agostino, el grupo de los bolichicos estableció relaciones bancarias en Suiza con Compagnie Bancaire Helvetique, en España con el Banco Madrid, y en Andorra con el Banca Privada D’Andorra. Y hoy mismo llegan también a Luxemburgo sus tentáculos financieros.

“Gracias a estas relaciones bancarias los bolichicos abrieron cuentas a varios funcionarios de gobierno, entre ellos a Sanz, Villalobos, y Alvarado. Y cuando estas cuentas fueron congeladas por las autoridades de España a petición del gobierno estadounidense, los bolichicos contrataron al juez Baltazar Garzón y al exprimer ministro de Francia, Dominique Villepin, para que ayudaran a detener la investigación”.

“La pandilla de bolichicos no son unos sifrinos que hicieron un guiso. Son unos malcriados sin ningún tipo de empatía, ningún tipo de amor por el prójimo que han logrado acumular tanto capital líquido que pueden pagar los servicios de cualquier abogado, lobista o político. Por ello es que son un peligro tan grande para la nación. Desde el gobierno hasta la oposición el dinero de Derwick lo han repartido como una piñata en carnaval. Y es obvio que aunque saben guisar nada saben los bolichicos de cómo gerenciar una empresa y el mejor ejemplo de esto es la aventura de ellos con Pacific Rubiales donde Alejandro Betancourt y sus socios arruinaron una empresa petrolera y han perdido cientos de millones de dólares que le robaron a la nación venezolana”.

“Ramos Allup saldría ileso del escándalo de Derwick si pide que se investigue este caso”

CUÑADO DE RAMOS ALLUP ES DUEÑO DE DERWICK

¿Cree usted que Asamblea Nacional (AN) investigue en profundidad a los “bolichicos”, tomando en cuenta que uno de ellos, Francisco D’Agostino, es cuñado del presidente de la AN, Henry Ramos Allup, y yerno del influyente banquero Víctor Vargas Irausquín (BOD)?

Henry Ramos Allup ha defendido a su cuñado a capa y espada. En una carta pública de hace más de un año, respondiendo a una nota mía, el hoy presidente de la Asamblea rimbombantemente declaraba que “en ningún país del mundo, incluyendo a los EEUU Derwick había sido condenada. No conforme con eso, insistió en que D’Agostino no es accionista ni participante en el fraude de Derwick cuando la realidad es que D’Agostino me confesó ser uno de los dueños de Derwick y además me admitió haber pagado sobornos a funcionarios del gobierno. Esa conversación no es invento mío, tengo pruebas de que lo que digo es la verdad. Para colmo, D’Agostino firmó un documento en EEUU bajo pena de cárcel donde declara no tener que ver con Derwick. Pues en el 2016 se verá él muy afectado por haber cometido el crimen de perjurio, que en EEUU se castiga con cárcel. La realidad del asunto es que en sus propias palabras: “Derwick tiene cuatro socios principales y ellos son Alejandro Betancourt, Francisco Convit, Pedro Trebbau, y Francisco D’Agostino”.

“La gracia de Henry de hace un año, ahora se convierte en morisqueta con los apagones. Por ello es que recientemente declara que el comportamiento de su cuñado nada tiene que ver con él. La única forma en la cual saldrá ileso Ramos Allup de este escándalo es siendo el primero en pedir que se investigue este caso a profundidad. Sin embargo, ni una sola comunicación hemos recibido aquellos que hemos venido denunciando a los bolichicos y sus fechorías. Ramos Allup escribió públicamente hace año y medio como Secretario General de un partido. Ahora que es Presidente de la Asamblea Nacional, en la que representa a millones de venezolanos, su postura debería ser diferente”.

¿Usted ha señalado que el diputado Ramos Allup ha viajado en los aviones de los “bolichicos”? ¿En qué consiste esa denuncia?

Muy simple: con el dinero que se robó en negocios vinculados a las plantas eléctricas y varias operaciones cambiarias, Francisco D’Agostino se compró un avión Challenger por el cual pagó casi 30 millones de dólares. La propia tripulación del avión denunció en una oportunidad que Ramos Allup y su familia viajaban en él desde Aruba. Ramos Allup siempre podrá decir que no está vinculado a los negocios de su cuñado, que los desconoce o que no ha percibido nada, pero nunca podrá afirmar que no forma parte de una sociedad de cómplices que dificultará el verdadero rescate de Venezuela. Porque en los últimos años en un país en el que pocos pueden alzar la voz, quienes deberían hacerlo han preferido callar, pasar la página y avalar moralmente el surgimiento de una sociedad de banqueros y boliburgueses corruptos, medios silentes o silenciados y políticos cómplices que como en el pasado tuvieron diferencias con los grupos del momento, que eran mucho más responsables, prefieren aliarse a malandros de la generación Chávez, que como realmente qué temer, ellos creen poder controlar, pero termina siendo al revés, porque la impunidad se ha impuesto sobre la justicia y el encompinchamiento con la política les permitirá llegar más lejos.

¿Tomando en cuenta que la responsabilidad penal es personalísima, considera usted que Ramos Allup debe cargar con los delitos presuntamente cometidos por su cuñado? ¿Cuál cree que debió haber sido la posición ética correcta en el caso de Ramos?

Ramos no tiene la culpa de que su suegro y su cuñado sean sabandijas, pero si dice ser enemigo de la corrupción, debería ser el primero en denunciarla. En vez de salir a atacar a aquellos que denunciamos a D’Agostino, me pregunto por qué no se nos acerca y pide ver las pruebas. Yo le escribí en privado a Ramos Allup y le tendí la mano, pero en respuesta salió a calumniarme. A medida que va saliendo la verdad del caso Derwick, a Ramos no le quedará otra alternativa que tirar a su cuñado por la borda. O Ramos termina denunciando a D’Agostino o termina hundiéndose con él. Si acaso mi primo Leopoldo López se viera envuelto en un caso de corrupción, yo sería el primero en denunciarlo. El compromiso con Venezuela tiene que estar por encima de los lazos consanguíneos.

“De no haber castigo para Derwick en la Asamblea significará que Venezuela no tiene una oposición genuina. Y si Trebbau, Betancourt, D’Agostino y Convit se salen con la suya en el periodo post-Chávez, significa que Venezuela nunca va a recuperar el estado de derecho”.

LAVAN DINERO EN ÁFRICA

¿Existe algún tipo de vinculación comercial entre los dueños de Derwick Associates y altos funcionarios del gobierno venezolano?

Múltiples vinculaciones comerciales. Los bolichicos comenzaron haciendo un solo fraude. Sin embargo, a medida que construían las plantas más se envolvieron con los altos funcionarios del gobierno y a raíz de ello pasaron a ser testaferros de Rafael Ramírez y Diosdado Cabello. En España los bolichicos se compraron un castillo llamado El Alamín que funciona como centro de reunión con ministros venezolanos y boliburgueses. En estos momentos D’Agostino, Betancourt y su pandilla tienen un banco en Senegal, un país africano. Imagínese por un instante, ¿qué hacen dos venezolanos que fingen ser constructores eléctricos, comprándose un banco en un país del oriente africano? Pues lo tienen para esconderle el dinero mal habido a los chavistas, para operaciones cambiarias y para lavar dinero sin entrar en jurisdicción estadounidense. Oigase bien: Betancourt y D’Agostino de plantas eléctricas y chanchullo Cadivi a lavar dinero en el continente africano.

¿Por qué cree usted que no han prosperado en Estados Unidos las denuncias contra los llamados “bolichicos”, incluyendo una demanda presentada por el exembajador Otto Reich, exsecretario adjunto de Estados Unidos para América Latina?

En Estados Unidos ha habido solo dos demandas en contra de los bolichicos. La primera fue la demanda del embajador Otto Reich que según tengo entendido está siendo apelada por un prestigioso abogado experto en casos de crimen organizado y corrupción. El juez de primera instancia dictó que la corte no tenía jurisdicción para ir en contra de los bolichicos ya que no viven en Nueva York. Curiosamente en Venezuela, en El Nacional, salió el titular “Derwick gana el juicio a Otto Reich”. El titular demuestra el nivel de conchupancia de ese periódico con Derwick: nunca hubo juicio, solo una decisión preliminar sobre jurisdicción. Lo más probable es que el embajador Reich gane la apelación, y cuando lo haga se les caerá el mundo a los bolichicos porque en una corte estadounidense se mostrará el nivel de fraude y sobreprecio, así como el lavado de dinero en JP Morgan y los sobornos pagados a funcionarios de gobierno. La otra demanda presentada es la mía y sigue vigente. Los bolichicos tan nerviosos están que ya ni vienen a EEUU prefiriendo quedarse en la República Dominicana o en España donde buscan darse aires de nobleza en el castillo que se compraron con reales productos de corrupción mientras en Venezuela ni hay pasta de dientes”.

“LEOPOLDO LÓPEZ NO MERECE LA CÁRCEL”

¿Cuál es el nexo familiar entre usted y Leopoldo López?

Leopoldo López Mendoza es mi primo hermano. Su madre, Antonieta Mendoza de López, es la única hermana de mi mamá.

¿Qué opina del encarcelamiento de López?

El encarcelamiento de Leopoldo López es aborrecible y terrible para su familia. A Leo lo tienen preso por ser el líder político más popular del país. Imagínese que aun con toda la guerra propagandística en su contra, llamándolo un monstruo, entre otras cosas. La última encuesta de Hinterlaces lo ubica por encima de Maduro y de todos los otros miembros de la oposición. Leopoldo López es una figura transnacional y representa el clamor de un pueblo que no merece vivir cómo vive y tiene la convicción de que puede vivir mucho mejor, en libertad y democracia. La cárcel lo ha fortalecido y su entrega sigue inspirando a los venezolanos en el rescate de su país y sus derechos.

¿Qué tipo de actividades está realizando usted en Estados Unidos para promover la libertad de López?, ¿quién financia esas actividades?

El caso de Leopoldo López no lo lleva HRF. Dado que soy el presidente de la organización, me excusé de participar de cualquier pronunciamiento de la fundación acerca de su caso, y pedí al equipo jurídico que no se ofrezca para tomar el caso a tribunales internacionales.

¿Cuál es el nexo familiar entre usted y el empresario Lorenzo Mendoza?

Somos parientes lejanos por su línea paterna y es esposo de una de mis primas.

“NO RECIBIMOS DONACIONES DE EMPRESAS VENEZOLANAS”

¿A qué se dedica HRF?

HRF es una organización sin fines de lucro, independiente y apolítica que promueve la defensa de los derechos humanos a escala mundial, con un énfasis en los regímenes autoritarios, o sociedades cerradas. Nuestra misión es trabajar para que la libertad sea promovida y preservada alrededor del mundo. Nuestro trabajo se fundamenta en los ideales fundacionales del movimiento de los derechos humanos, y particularmente en aquellos que están reflejados en el Pacto Internacional de los Derechos Políticos y Civiles (1976). El sitio web es www.hrf.org.

¿Con qué recursos fundó HRF?

HRF fue fundada con una donación de un colector de arte en Pennsilvania, Estados Unidos, de nombre Charles Hoeflick. Los financistas los publicamos en nuestro sitio de web. La mayoría del financiamiento proviene de Noruega y de EEUU, donde se puede incluir al fundador de Google, Sergey Brin, el fundador de Paypal, Peter Thiel, los ministerios de relaciones exteriores de Noruega y Suecia, y varias fundaciones sin fines de lucro. Me encantaría poder decir que hemos recibido apoyo de grupos, instituciones e individuos en Venezuela. Sin embargo, el apoyo venezolano no pasa de los dos mil dólares al año.

¿Recibe donaciones de empresas venezolanas?

Ni una sola. Pero bienvenidas sean.

El presidente de la Asamblea Nacional ha señalado que usted es el vocero de un “laboratorio de guerra sucia de la plutocracia parasitaria”. ¿A quiénes se refiere concretamente Ramos? ¿Acaso al exbanquero Oscar García Mendoza y al empresario Marcel Granier?

Qué ironía tan profunda que el yerno de Franco D’Agostino use las palabras “plutocracia parasitaria.” Evidentemente cada ladrón juzga por su condición. Tanto Oscar García Mendoza como Marcel Granier son personas de gran valor para Venezuela y me enorgullece estar en compañía de ellos cuando estoy siendo calumniado. Sin embargo, dejemos claro que estos dos señores no aportan dinero a HRF. En el pasado recibimos una donación de menos de quinientos dólares por parte de un empleado del Banco Venezolano de Crédito. Lo que llama Ramos Allup “laboratorio de guerra sucia” es en realidad periodismo de investigación. Cuando una persona no puede responderle a la verdad con clarificaciones y rectificaciones lo que hace es distraer con la verborrea y en el caso de Ramos Allup una verborrea incesante.

“NO HAY DEMOCRACIA”

¿Cuál es su balance sobre el tema de los derechos humanos y libertades democráticas en Venezuela?

A un gobierno tan impopular como el chavista, solo le queda ampararse en instituciones decadentes e ilegítimas para perseguir a la disidencia y utilizar el miedo como una herramienta de control político a través de la represión, utilizan la represión porque están convencidos de ser incapaces de resolver los problemas de la gente. Todo esto en un país que, para colmo, tiene que protestar todos los días porque sus derechos más elementales se ven violados debido a una crisis humanitaria de dimensiones enormes, provocada por cierto no sólo por la ineficiencia sino por la profunda corrupción que es una de las más grandes plagas del chavismo. En Venezuela están racionados todos los derechos, desde el derecho al agua hasta el derecho a la vida.

¿Cuál es la situación de los presos políticos en Venezuela?

Los presos políticos son el principal indicador internacional de que en Venezuela no existe una democracia y son tratados como ejemplares para paralizar a cualquier miembro del sector que representen, que quiera luchar pacíficamente por salir del régimen chavista. Estudiantes, líderes políticos, jueces, empresarios y militares han estado o están presos y sufren tortura psicológica, son sistemáticamente expuestos al escarnio a través del sistema nacional de medios públicos y sus familiares son permanentemente hostigados. El debido proceso no es respetado por lo que terminan siendo rehenes del régimen, como el propio Nicolás Maduro ha demostrado al proponer sus canjes-El de Leopoldo López y el de los Diputados presos. El sistema judicial en Venezuela es uno de los peores y más salvajes, un paredón. Los derechos deberían ser para todos, los presos políticos son moralmente atacados mientras los delincuentes que no están en la calle impunemente sino en las cárceles, viven en condiciones también infrahumanas en un sistema que no motiva a la regeneración ni reinserción sino a la reincidencia en el delito para poder sobrevivir.

¿Usted también se dedica a la actividad empresarial?

Tengo una productora de películas documentales con una biblioteca digital que ha logrado hitos importantes en el gremio.


 

SIN COMENTARIOS